); ga('send', 'pageview');
Home » Variedades » Beneficios del ajonjolí

Beneficios del ajonjolí

Se trata de una planta herbácea, perteneciente a la familia de las pedaliáceas, que se caracteriza por sus flores de color blanco-rosáceoy cuya semilla es el sésamo o, como también le llamamos, el ajonjolí.

En primer lugar, destaca por su alto contenido de proteínas, aunque no posee todos los aminoácidos esenciales y, por ende, necesita combinarse con algún cereal, para poder obtener una proteína de alto valor biológico.

Sin embargo, las semillas de ajonjolí son también ricas en ácidos grasos esenciales Omega 3 y Omega 6, que favorecen la salud cardiovascular y son una buena fuente de hidratos de carbono, especialmente de fibra que ayuda a mejorar el tránsito intestinal y a reducir la absorción del colesterol LDL.

Por si fuera poco, estas pequeñas semillas son una bomba de vitaminas E, B1, B3, B6 y ácido fólico, y de minerales como el potasio, el magnesio, el zinc, el fósforo y, más importante, el calcio.

Ahora bien, en cuanto a las propiedades que poseen las semillas de ajonjolí, encontramos las siguientes:

  • Reductoras del colesterol, gracias a su contenido de lecitina que disuelve la grasa y evita que se adhiera a las paredes arteriales.
  • Reguladoras del tránsito intestinal y acelerador del funcionamiento digestivo, gracias a su contenido de fibra.
  • Potenciadoras del sistema cardiovascular, evitando problemas circulatorios y dolencias cardiovasculares.
  • Nutritivas, por su contenido de proteínas, ácidos grasos, carbohidratos, vitaminas y minerales esenciales para el organismo.
  • Antioxidantes, ayudando a detener la acción de los radicales libres que causan el envejecimiento prematuro de las células.

Las semillas de ajonjolí son tan beneficiosas, que se les utiliza mucho, no solo como alimento, sino también como medicina natural, pues tiene el poder de colaborar en el tratamiento de distintas dolencias.

  • Para el estreñimiento, se recomienda añadirlo a las comidas.
  • Para el dolor de oídos, se aconseja frotar un poco del aceite con ayuda de un hisopo, lo cual también ayudará a reducir la acumulación de cera.
  • Para la conjuntivitis, se aconseja colocar unas gotas de aceite de sésamo en los ojos.
  • Para el dolor de cabeza, es efectivo dar un suave masaje en la sien con aceite de ajonjolí.
  • Para la caída del cabello y la caspa, es bueno aplicar un poco de aceite de sésamo y masajear.
Comparte esta noticia...