El presidente de la República, Nicolás Maduro aseguró estar dispuesto a reunirse con el mandatario estadounidense, Donald Trump, para “estrechar la mano con él”.

“A pesar de todas las diferencias, estaría dispuesto a reunirme con el presidente de Estados Unidos para dialogar sobre las necesidades de la región”, expresó durante su intervención en la 73º Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), desde Nueva York, Estados Unidos.

Respecto al magnicidio en su contra, el mandatario nacional solicitó al Sistema de Naciones Unidas el apoyo para “una investigación de carácter internacional” que permita determinar las responsabilidades en los hechos que se perpetraron el pasado 4 de agosto en la avenida Bolívar de Caracas.

“Yo quiero pedir al sistema de Naciones Unidas que se nombre un delegado especial de la Secretaria General de las Naciones Unidas, que conduzca una investigación independiente sobre las implicaciones y responsables del atentado terrorista que sufrió nuestro país el pasado 4 de agosto”, insistió.

Agregó que está dispuesto a que el FBI con profesionales y científicos se incorporen en esta investigación para que ayuden a la justicia venezolana a esclarecer la verdad.

Asimismo, señaló que el presidente, Donald Trump “arremetió” contra el país, el cual “es víctima en lo económico, político, mediático y diplomático”.

En este sentido, el jefe de Estado se refirió sobre las sanciones y los bloqueos unilaterales como “una flagrante violación del derecho internacional”, lo cual corresponde como instrumento de defensa de las naciones que son agredidas por defender su soberanía y autodeterminación.

Indicó también que, a pesar de las sanciones de Estados Unidos (EEUU): “Hoy Venezuela está más fuerte que nunca, para estar de pie y seguir en la construcción de un modelo socialista del siglo XXI”.

Además, votará a favor de la resolución que se debatirá en los próximos días en la ONU que exigirá al gobierno de los Estados Unidos el levantamiento del bloqueo económico y financiero que mantiene sobre Cuba.

“Respaldamos el llamado de las Naciones Unidas para que cese el bloqueo infame y criminal de 50 años contra el pueblo de Cuba”, dijo.